BANCA CONFÍA EN QUE EL CRÉDITO SIGA CON CRECIMIENTO; MOROSIDAD NO HA SUBIDO

La Asociación de Bancos de México (ABM) estima que el 2019 puede cerrar con la misma tendencia, además de que destaca que la morosidad no se ha visto impactada hasta el momento. Sin embargo, señala que para que ello ocurra la economía debe despegar

Odoo CMS- Imagen simple flotante

Aunque en lo que va del año el crédito bancario ha registrado una desaceleración en la colocación, éste sigue con crecimientos.

La Asociación de Bancos de México (ABM) estima que el 2019 puede cerrar con la misma tendencia, además de que destaca que la morosidad no se ha visto impactada hasta el momento. Sin embargo, señala que para que ello ocurra la economía debe despegar.

El jueves pasado la calificadora Moody’s consideró que, dada la desaceleración de la economía mexicana, el negocio bancario se verá impactado este año, con una menor colocación del crédito y una ligera alza de la morosidad.

“El sector bancario tuvo números muy buenos en el primer semestre, la cartera creció 9%, yo creo que vamos a continuar ahí; el crédito y el negocio bancario, los medios de pago y la captación son un reflejo de oferta y demanda, si la reactivación de la economía se va dando, vemos un cierre de año positivo”, afirmó Luis Niño de Rivera, presidente de la ABM.

En entrevista, el banquero reconoció, sin embargo, que portafolios como los créditos personales y el automotriz muestran bajas.

“Nosotros vemos que el crédito al consumo sigue estable, no se ha caído, los créditos personales sí han bajado y el crédito automotriz también. El crédito al consumo está compuesto de varios tipos de financiamiento: tarjeta de crédito, crédito de nómina, adquisición de bienes de consumo duradero, eso todavía va bien, estable, pero el automotriz y el crédito personal sí han bajado”, señaló.

Ernesto Torres Cantú, director general de Citibanamex, mencionó en una entrevista reciente, que el negocio bancario va a seguir creciendo, y su estimación es que el sector lo haga entre 5 y 10% (en años pasados el crecimiento fue de doble dígito).

“Dada la penetración bancaria en México, que es baja, tenemos la enorme oportunidad de seguir bancarizando y creciendo, no van a ser crecimientos arriba de 10%, pero sí de entre 5 y 10% para el sistema”, dijo.

De igual forma, señaló que hasta ahora no se ha registrado un incremento en la morosidad de la cartera crediticia de la banca.

Para impulsar a la economía

El presidente de la ABM destacó que hoy se llevan a cabo varias acciones que podrían derivar en un crecimiento de la economía para lo que resta del año.

“El secretario de Hacienda ya anunció que se está cambiando la forma de licitar los servicios, se está acelerando el gasto público, hay una cantidad importante de temas que en el primer semestre no se llevaron a cabo con la intensidad o la velocidad que quisiéramos, que se pueden hacer”, comentó.

Como ejemplo, mencionó el convenio entre la banca comercial y de desarrollo para acelerar el financiamiento a las pequeñas y medianas empresas; además del acuerdo que se logró recientemente en el tema de los gasoductos con la Comisión Federal de Electricidad, el cual calificó de muy importante.

“El mercado de la construcción está muy parado y eso se tiene que reactivar. La construcción es 8% del PIB, pero es 10% del PIB de la Ciudad de México, y aquí desde luego que hay que esperar a que la construcción empiece a reactivarse rápidamente, particularmente por la demanda que hay por vivienda”.

Agregó: “Yo creo que sí hay acciones en la segunda mitad del año que ya se están empezando a hacer y que deben de ayudar a que la economía crezca mucho mejor que en el primer semestre”.

Cartera cayó de junio a julio

De acuerdo con el reporte de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV), en julio la cartera total de crédito registró un saldo de 5.3 billones de pesos, un crecimiento de 3.6% respecto a julio del 2018. Sin embargo, si se compara con junio, se muestra un resultado negativo de -0.7 por ciento.

El informe de la CNBV refiere que la cartera comercial mostró un saldo de 3.4 billones de pesos, un crecimiento anual de 3.2%, pero de -1.2% en su comparación mensual.

En créditos al consumo, la cartera fue de 1.06 billones de pesos, un alza anual de 2.2%, pero en su comparación mensual fue de 0.0 por ciento.

Dentro de los créditos al consumo, la tarjeta mostró un resultado de 1.4% julio contra julio del 2018, pero de -0.2% julio contra junio; en los financiamientos personales fue de -3.5 y -0.7%, respectivamente.

En contraparte, el crédito de nómina creció 5.4% en su comparación anual y de 0.5% mes contra mes; mientras que vivienda también siguió con cifras positivas de 7% anual y apenas 0.7% mensual.

Fuente: El Universal

¡Suscríbete a nuestro Newsletter y entérate de todas las noticias en Materia de PLD/FT!

Gracias