CAJA POPULAR MEXICANA TRABAJA EN TEMA DE CIBERSEGURIDAD CON NUEVOS PRODUCTOS

Odoo CMS- Imagen simple flotante

 

Caja Popular Mexicana (CPM) retrasará el lanzamiento de su tarjeta de crédito y de su aplicación móvil, debido a un endurecimiento en los requerimientos regulatorios tras el hackeo relacionado con el Sistema de Pagos Electrónicos Interbancarios (SPEI).

El director adjunto comercial de CPM, Alfonso García Moreno, explicó a Notimex que la fase del proyecto tanto de la tarjeta de crédito como de la Aplicación Móvil (APP) están adelantados, pero requiere conformar un nuevo expediente con los nuevos criterios.

El directivo de la cooperativa de ahorro y préstamo detalló que el expediente que pide la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) tiene que ver con temas de contratación a proveedores, para procesar la tarjeta que es el esquema que utilizará CPM.

Eso realmente se detonó del último evento que hubo con SPEI, que generó mucho nerviosismo en temas de seguridad, esto lo que provocó es que endurecieran más el tema de revisión de seguridad, lo que estamos haciendo es armar un expediente para certificar a los proveedores que van a participar en todo lo de la tarjeta, quién produce la tarjeta, quién hará el procesamiento de la operación; eso va a tomar un poco más de tiempo”, dijo el directivo.

Para el caso de la tarjeta de crédito, la Cooperativa prevé tener listo el expediente de la CNBV en febrero próximo y de ser aprobado, en el último trimestre del próximo año comenzaría la emisión de prueba de los plásticos.

“Nosotros habíamos proyectado que a partir del mes de junio del próximo año estar en condiciones de hacer una prueba piloto y eso nos movió necesariamente, prácticamente estamos desfasados alrededor de cinco meses y eso nos va a llevar a que en el último trimestre del año estemos lanzando la tarjeta de crédito”, comentó García Moreno.

Para la Aplicación Móvil (APP), a la cual se le añade un sistema antifraude, “la proyección es que en el mes de febrero estemos lanzándola, tuvo el mismo problema, hay que entregar un expediente y más esa, porque esa tenía que ver más con la parte de seguridad informática y se está sometiendo a una serie de pruebas”.

Explicó que para comprobar la seguridad de la APP, Caja Popular Mexicana contrató una empresa que hizo el hackeo ético que trata de meterse por diferentes lugares.

Adelantó que la Caja Popular suma un nuevo sistema de prevención de fraude, que permitirá monitorear todas las operaciones que hacen socios y conocer el comportamiento del usuario, para que en momento de que haya un cambio se detecte una posible operación de riesgo.

Decidimos retrasar la puesta en operación de la aplicación móvil para agregarle este nuevo sistema”, puntualizó.

Fuente: lavozdemichoacan.com.mx

Compartir


                                                                                                                         ¡Suscríbete a nuestro newsletter y entérate de todas las noticias en Materia de PLD/FT!

Suscribir