CNBV RESOLVERÍA EL DESTINO DE 23,000 AHORRADORES

Odoo CMS- Imagen simple flotante

Antes de que termine el sexenio, la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) resolvería todas las solicitudes con las que cuenta de sociedades cooperativas de ahorro y préstamo (socaps) para continuar operaciones tal y como se lo propuso dicha dependencia al inicio de este gobierno, indicó Cecilia Mondragón Lora, vicepresidenta de Banca de Desarrollo y Finanzas Populares del organismo.

Entrevistada en el marco de la Convención Cooperativa, realizada en este municipio, Mondragón Lora destacó que durante este gobierno se ha autorizado que más de 90 socaps continúen operando y así ser supervisadas por esta autoridad, un avance importante en el proceso de consolidación del sector, el cual comenzó desde el 2001.

“Tenemos ya pocas solicitudes para dar nuestra postura sobre si van a ser autorizadas, el objetivo es poder dar nuestra postura (de todas) antes de que termine la actual administración, en eso venimos trabajando”, explicó la funcionaria.

Desde el 2001 comenzó el proceso de regularización del sector de socaps, con el cual las entidades tenían que solicitar a la autoridad su autorización para continuar operaciones o en su caso apegarse a uno de los esquemas de salida ordenada: ya sea mediante el pago directo a sus ahorradores o la fusión con otra cooperativa solvente.

De las 157 socaps que existen, en esta administración, se han autorizado alrededor de 90. Las socaps que son supervisadas cuentan con un seguro de depósito para sus socios de hasta 25,000 Udis, es decir, alrededor de 150,000 pesos.

De acuerdo con la información del sector, las entidades que están a la espera de que la autoridad les resuelva si continúan operaciones o tienen que apegarse a un esquema de salida ordenada son Inverprea de Oaxaca, Cooperativa del Magisterio Queretano, Caja Popular San Nicolás y Caja Popular Porvenir, las cuales en su conjunto atienden a poco más de 23,000 socios.

“De acuerdo con las revisiones, análisis y viabilidad financiera y operativa que nosotros les hemos venido haciendo (...) en las diferentes juntas de gobierno de la CNBV, en el último año, hemos dado nuestra postura y el objetivo es terminar con esas resoluciones antes de que finalice esta administración”, afirmó la funcionaria.

Regulación para básicas

Mondragón Lora adelantó que antes de que termine el sexenio, la autoridad emitirá ciertas disposiciones con el fin de darle una salida más rápida a las socaps de nivel básico, aquellas con activos menores a los 2.5 millones de Udis (alrededor de los 15 millones de pesos), y que no requieren autorización para operar.

Se estima que hay alrededor de 500 socaps de nivel básico en los registros de las autoridades; sin embargo, muchas de ellas no tienen la viabilidad financiera para incrementar sus activos y solicitar autorización para ser parte del espectro regulado, por ello se buscará, mediante esas nuevas reglas, darles una salida mucho más rápida.

“Tratamos de afinar la reglamentación para que ellas dejen de operar, para que operen de la mejor manera y que en su momento tengan una salida correcta”, añadió.

Durante su participación en la convención, la funcionaria enfatizó en la importancia de que las socaps fortalezcan sus estructuras de gobierno corporativo, así como de control interno, pues ya ha habido casos de cooperativas que por no atender este tipo de situaciones les tuvieron que revocar su autorización.

Tan sólo en el primer semestre del año, la autoridad ha realizado 619 actos de observación en el sector de las socaps, muchos de ellos enfocados a la parte del gobierno corporativo y control interno.

Fuente: El Economista

Compartir