FINTECH APRESURAN PROCESO DE REGULACIÓN

existen 500 fintech detectadas en México

Odoo CMS- Imagen simple flotante

A poco más de dos meses de que termine el plazo para que las plataformas de tecnología financiera pidan su autorización para operar bajo Ley Fintech, algunas organizaciones han acelerado el proceso para obtener el aval de la autoridad, a diferencia de hace algunos meses, cuando prácticamente no había ninguna solicitud en las oficinas de las autoridades, especialmente de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV).

En septiembre del 2018, con la publicación de las primeras reglas secundarias de la Ley Fintech, comenzó el plazo de 12 meses para que estas entidades pudieran solicitar su permiso para operar bajo esta normativa; sin embargo, tuvieron que pasar varios meses hasta febrero pasado, cuando M2Crowd, plataforma de fondeo colectivo inmobiliario, metió la primera solicitud formal para operar bajo este marco legal.

De acuerdo con la autoridad, existen 500 fintech detectadas en México, de las cuales, 201 son las que realizan las operaciones contempladas en la normativa (fondeo colectivo y emisión de fondos de pago electrónico), y que sólo con el aval de la autoridad pueden continuar haciéndolas; de lo contrario, tienen que cerrar operaciones.

En este contexto, en los últimos días, varias plataformas fintech que realizan las actividades contempladas en la normativa han informado que están a días de ingresar su solicitud ante la autoridad e incluso algunas ya han solicitado formalmente su autorización.

Todavía a finales de mayo pasado, David Esaú López, vicepresidente técnico de la CNBV, informó a este medio que hasta esa fecha se tenían sólo dos solicitudes de operación bajo la Ley Fintech y 10 expedientes en revisiones informales.

“Nosotros como CNBV tenemos un radar interno de empresas fintech (que operan en México), tenemos mapeadas 500 empresas fintech distintas, de las cuales, las que van a entrar al mundo regulado por la ley son 201. De ese número ya nos hemos sentado con 150 y ninguna ha dicho que no quiere ser regulada, todas la están intentando”, expresó el funcionario.

Poco después, la asociación Fintech México, representativa del sector, indicó que hay alrededor de 50 plataformas que preparan toda la documentación para solicitar su autorización ante la autoridad y operar bajo dicha normativa.

“Consideramos que el 2019 será un año muy importante para la industria, no sólo por el dinamismo observado, sino porque en los próximos meses más de 50 empresas solicitarán autorización para operar al amparo de la Ley Fintech”, indicó Francisco Meré Palafox, presidente de Fintech México.

Las que se conocen y las que vienen

Hasta la fecha, sólo dos plataformas han informado públicamente que han ingresado su solicitud ante la autoridad para operar bajo la Ley Fintech: M2Crowd e Inverspot, ambas dedicadas al fondeo colectivo inmobiliario.

Según Inverspot, dentro del expediente ingresado a la autoridad se encuentran documentos como su acta constitutiva, información sobre socios, descripción del plan de negocio, detalles de la estructura de la formación de la empresa, situación financiera y de seguridad, además de todo lo relativo a la prevención y lavado de dinero.

Aunque se desconoce hasta el momento cuántas solicitudes formales tiene la CNBV en la actualidad, lo que se sabe es que varias plataformas están por ingresar su solicitud, como por ejemplo: Doopla, Yotepresto y Cumplo, que es de origen chileno y es una de las plataformas de fondeo colectivo más grande de América Latina, entre otras.

“Estamos en una etapa del proceso informal por parte de la CNBV, que nos abrió la puerta para recibir la carpeta extraoficialmente y darnos una retroalimentación y hasta que nos den esa retroalimentación presentaremos la carpeta formalmente”, detalló Guillermo Acuña, vicepresidente de Tecnología de Cumplo.

Una vez que la autoridad reciba una solicitud formal, tiene 180 días para dar respuesta a dicha solicitud. En caso de que las plataformas no pidan su autorización antes del 9 de septiembre próximo, o se les niegue, no podrán celebrar nuevas operaciones y deberán realizar actos para concluirlas o cederlas a otra institución.

Las empresas que hayan solicitado su autorización antes del 9 de septiembre pueden continuar operaciones hasta que tengan una respuesta de la autoridad, y en caso de que se trate de una nueva plataforma, pueden iniciar operaciones sólo hasta que la autoridad les dé el aval.

Fuente: El Financiero

¡Suscríbete a nuestro newsletter y entérate de todas las noticias en Materia de PLD/FT!

Gracias