• GMC360

EDUCACIÓN FINANCIERA PUEDE DETERMINAR ÉXITO Y SUPERVIVENCIA DE MICROEMPRESAS


Carlos Torres Vila, presidente de BBVA a nivel global, ha inaugurado la edición 2021 del EduFin Summit organizado por este banco, en esta ocasión, de manera virtual. Ahí ha subrayado la importancia de la educación financiera, al destacar que aquellas personas que cuentan con conocimientos de este tipo, es más probable que sepan planificar y lidiar con emergencias y cosas inesperadas.


Y en el caso de los emprendedores y las micro empresas, resaltó que estos también necesitan salud y educación financieras. “Puede ser lo que determine el éxito e incluso la supervivencia de estas empresas”, dijo.


Explicó que a muchas personas les cuestan hasta las decisiones más sencillas en torno a los productos financieros. “Cosas como planificar a largo plazo, para la jubilación; elegir una tasa de interés; todo eso es muy complejo incluso para inversores y clientes con más conocimientos”.


Agregó que otros temas como una mayor longevidad y cambios demográficos, están poniendo todavía más presión a la hora de solucionar este tipo de problemas.


Crisis ha reflejado fragilidad financiera de muchas personas


El presidente del BBVA puntualizó que durante esta crisis derivada de la pandemia de Covid-19, se ha visto que las consecuencias de la desigualdad económica y social, han sido devastadoras.


“Hemos visto la fragilidad financiera de muchas personas, sobre todo aquellos que están en los sectores más vulnerables”, mencionó.


Refirió que, ante esta situación, bancos y otras empresas han tenido que tomar un paso adelante, con decisión, para dar apoyo a lo largo del último año a estas personas. “Pero más allá, hemos visto que mujeres, gente en paro, los jóvenes, han sufrido”.


Comentó que en el mundo, hay cerca de 2,000 millones de personas que no tienen acceso a servicios financieros, y la mitad de estas, se encuentran en países en desarrollo.


Herramienta muy potente para el bienestar

En este sentido, Carlos Torres Vila, hizo énfasis en que, siendo una institución financiera, BBVA debe desempeñar un papel muy activo ayudando a la gente a desarrollarse y a crecer a través de la educación financiera, “que es una herramienta muy potente para el bienestar, para mejorar la salud financiera”.


Añadió: “la educación financiera también puede ayudar para la inclusión financiera; son dos cosas que van de la mano; son clave para crear nuevas oportunidades para muchas personas y para conseguir un crecimiento sostenible”.


Nuevas tecnologías son un catalizador

El presidente de BBVA consideró que aplicar nuevas tecnologías y soluciones digitales, son un catalizador de la inclusión financiera, sobre todo en el mundo en desarrollo, ya que en muchos casos el primer contacto que se tiene con los bancos es a través de un teléfono inteligente.


“Si nos apalancamos en la tecnología podemos llegar a más personas, con productos sencillos, claros y transparentes”, dijo.


No obstante, precisó que para que puedan llegar estos productos, se necesita un nivel de conocimiento básico y ayudar a entender el rango de productos, cómo comprarlos, las implicaciones que conlleva, y cómo solucionar problemas que puedan presentarse, sobre todo cuando las transacciones no se están dando cada a cara.


También, destacó que la educación financiera está relacionada con un mundo más sostenible, ya que con ello se podrían elegir productos que tengan estas características.


Finalmente Torres Vila expuso que este banco ha invertido casi 100 millones de euros en los últimos años en programas de educación financiera, en beneficio de casi 30 millones de personas.


Fuente: El Economista

4 vistas0 comentarios