¿Estrés y examen de Certificación PLD/FT?

15 consejos para dominarlos

¿Te imaginas estar frente al examen para la Certificación PLD/FT y quedarte con la mente en blanco? Si presentas irritabilidad, problemas estomacales, dolores de cabeza, problemas al dormir, comes en exceso y tienes ataques de pánico o tristeza, puedes estar viviendo exceso de estrés. Tu cuerpo te está pidiendo ayuda para no colapsar.

Sabemos que estás a tope de trabajo y estudio, es una prueba crucial para tu formación, sacrificaste tiempo, dinero y diversiones para poder estar aquí, pero, este estrés puede impedir que apruebes el examen, además de provocarte graves problemas de salud. El estrés contribuye a mantenerte alerta, es una sensación que se activa en situaciones difíciles, está bien sentirlo, pero, debes saber controlarlo. Cuando sabes que estás frente a un evento que puede poner en riesgo tu bienestar, el hipotálamo envía señales a las glándulas adrenales para fabricar más adrenalina y cortisol.

Estos cambios son una respuesta a entornos complicados y afectan tu memoria. Cuando se trata de estrés crónico, tu cerebro libera corticosteroides que reducen la capacidad de recordar, por lo que puedes olvidar todo lo que has estudiado.

¿Cómo puedes evitarlo?

Antes de la prueba debes tomar en cuenta los siguientes puntos para salir lo más librado que puedas de este examen de Certificación.

  1. Aliméntate de manera saludable, es bueno para la memoria.

  2. Duerme muy bien, mínimo una semana antes.

  3. Realiza pruebas para evaluar los conocimientos que aprendiste y los que te faltan.

  4. Prepara tu documentación días antes, recuerda que debes presentar los papeles que acrediten tu participación en el proceso, así como una identificación vigente.

  5. Ubica la dirección exacta, echa un vistazo en google maps.


Día del examen

Ha llegado el gran día, ya tienes todo listo. Es importante tomar en cuenta las siguientes recomendaciones para mantener el estrés lo más oculto que sea posible y los nervios no te traicionen.

  1. Desayuna, no vayas a estar pensando en comida durante la prueba.

  2. Preséntate 90 minutos antes de la hora indicada.

  3. No te castigues con lo que no sabes, mejor concéntrate en lo que sabes y contesta todas las preguntas.

  4. Mide tu tiempo, no quieras responder todo en una hora y no respondas una pregunta en una hora.

  5. Evita pensamientos negativos y trata de ser positivo, sea el resultado que sea, eres alguien que sabe afrontar retos.


Ya acabé el examen, ¿ahora?


Es importante que te relajes, compres tu comida favorita y vayas a casa. No te compares, no te juzgues, solo analiza tus errores y crea un panorama de realidad.

  1. Aumenta tu resistencia y mejora la manera de ver tus equivocaciones.

  2. Ve los cambios como grandes oportunidades para mejorar.

  3. Resuelve los problemas que se te presenten. Eres muy inteligente.

  4. Crea una red de apoyo, ya sean amigos o familiares y cuéntales cómo te sientes.

  5. Piensa en un plan b, no significa que no hayas pasado el examen, pero es mejor siempre tener una alternativa para llegar a tus objetivos.

Recuerda que, todas las personas van a su ritmo, unas ya lograron algunos de sus objetivos, mientras otras están en proceso. Es importante que creas en ti y confíes en todo lo que puedes lograr.

Sabemos que estudiar es un proceso complicado y difícil, pero no debes afrontar esta situación de manera aislada. Nosotros estamos contigo y somos tu red de apoyo en este aprendizaje. Desde cursos, talleres, actividades y exámenes, hasta profesionales que han pasado por lo mismo. Contáctanos ante cualquier duda. Estamos para ti. Mucha suerte y éxito.